JUeves 11 de octubre de 2018
26,7 km | 5:45 h mov. 10:47 h en total | 1624 m subida | 886 m bajada (IBP: 101)

Nos levantamos desayunamos y salimos del albergue a las 8:50 hacia Navacerrada comenzamos ya lloviendo suave pero sin parar, vamos por pista y senda por una zona en la que hay muchos conejos.

Caminando por una senda paralela a la carretera

Caminando por una senda paralela a la carretera

Llegamos a Navacerrada por una zona de chalets, son las 10:15, paramos en un porche un rato y aprovecho para comprar pilas para el GPS. Seguimos camino hacia Cercedilla, salimos por la carretera y hacemos un buen rato por ella con trafico y lluvia lo que no es nada agradable, al rato salimos de la carretera para coger una senda y luego una pista y llegar a Cercedilla justo cuando la lluvia se recrudece.

Son las 11:45 buscamos un bar en el que guarecernos y que nos den algo caliente de comer, entramos en el bar Sánchez en la plaza mayor, nos tomamos una cerveza y esperamos hasta las 12:30 en que ya nos darán menú para comer, sopa de cocido y albóndigas con patatas 14€ con café.

Una recostitullente sopa de cocido

Una recostitullente sopa de cocido

Albóndigas con patatas

Albóndigas con patatas

Salimos a 13:30 con niebla desde la salida de Cercedilla, vamos a hacer un camino más corto que el GR que da un rodeo, lo estuvimos viendo en el mapa topográfico y dibujando el track en el Basecamp, al salir del pueblo nos liamos un poco y tenemos que subir una loma campo a través hasta encontrar de nuevo el sendero. La niebla nos va acompañar todo el rato.

Al poco de comenzar tenemos que hacer un trozo campo a través

Al poco de comenzar tenemos que hacer un trozo campo a través

Se ensancha el camino es una vereda de ganado

Se ensancha el camino es una vereda de ganado

En un par de momentos se levanto un poco la niebla y descubrimos la vegatación

En un par de momentos se levanto un poco la niebla y descubrimos la vegatación

Nosotros nos fuimos camino de tablada y por lo tanto bajamos bastante trozo pegados a la nacional 6, en el track lo he retocado marcando como mejor subir unos 300 metros monte a través al lado de la carretera hasta llegar al área de servicio del alto del León por donde cruzar la enorme nacional 6. Nosotros bajamos hasta Tablada tocando la Nacional 6, con muchísimo tráfico, al final tuvimos que bajar hasta la estación de tren de Tablada y desde allí subir a la carretera y las 4 casas que forman Tablada. Había un restaurante hostal pero cerrado, así que decidimos salir de aquel espantoso lugar lo antes posible y subir hacia la sierra, camino de El Escorial.

Contactamos con la nacional

Contactamos con la nacional

Subimos a la sierra metidos en la niebla y con lluvia vamos subiendo se va echando el atardecer encima, sigue lloviendo y totalmente con niebla.

Subiendo hacia el Cabezo Lijar

Subiendo hacia el Cabezo Lijar

Llegamos al cabezo Lijar 1800 m y el punto más alto de este tramo, vemos que en el mismo pico hay un refugio libre, en el lugar que hubo un bunker de la guerra civil. Esta bastante limpio y sobre todo nos protege del viento y la humedad de la niebla y la lluvia.

La cumbre del Cabezo Lijar

La cumbre del Cabezo Lijar

La maldita niebla no nos dejo ver nada

La maldita niebla no nos dejo ver nada

Cenamos y dormimos en el refugio.

Debajo del monolito esta el refugio

Debajo del monolito esta el refugio

Montamos el dormitorio dentro

Montamos el dormitorio dentro

Voro incluso a 1800 m escribe su crónica:

Sexta etapa..Sierra de Guadarrama II.
Ayer en Mataelpino dormimos en el albergue municipal, que consta de tres habitaciones de 4, 8 y 12 camas tipo literas, estábamos solos en el albergue y disfrutamos de sus zonas comunes, leyendo, cenando y descansando allí. Mataelpino es un pueblo sencillo de la sierra de Madrid, con muchos servicios, pero sin grandes atractivos, es ese pueblo que cambiaron los toros por el bolón, esa bola grande de dos metros de diámetro y que es capaz de causar grandes daños.
Esta mañana nos despertamos antes que saliera el sol, la calle ya estaba mojada y nos preparamos después de desayunar para andar con lluvia. A las 8,50 salimos de Mataelpino dirección Navacerrada, al salir del pueblo el camino transcurre por la carretera, la lluvia es fina y persistente, algunas veces parece que vaya a empezar a llover fuerte y de repente para, el camino se separa de la carretera y el paisaje con los olores de tierra mojada y pino invaden los sentidos, marchamos rápido, entramos en una zona repleta de conejos que se nos cruzan en el sendero, llegamos a Navacerrada por una zona de chalets, y me llama la atención un parque pensado para disfrutar la naturaleza, donde ordenan la naturaleza teniendo lo que tienen, allanan el bosque, organizan los arboles….cosas del progreso? La lluvia no cesa son las 10,15, paramos en la plaza del ayuntamiento bajo un porche para descansar, beber y secarnos un poco, me cambio el chubasquero por un poncho, la lluvia trae algo de niebla, y nosotros decidimos continuar ruta marchando hacia Cercedilla. El camino lo compartimos con el del camino de Santiago madrileño, lo tienen mejor señalizado con flechas amarillas (como si se solidarizaran con los presos catalanes). Caminamos por la carretera hasta salir a un camino con robles, la tierra mojada me agrada, y la lluvia aparece de suave a moderada, podemos andar y lo hacemos deprisa, hemos cruzado una montaña y aparecemos en Cercedilla por una carretera de entrada, todos los bares están cerrados en las afueras y comienza a llover fuerte, la carretera se hace peligrosa con el transito de coches, la acera en obras y dos locos andarines con ponchos rojos mojándose mientras andan. Al fin llegamos a la plaza del pueblo donde encontramos un bar con menú donde nos harían algo caliente para tomar. Es muy pronto son las 11,45. Hemos hecho 14 km. Y llueve muy fuerte, mientras tomamos una cerveza dejamos pasar el tiempo para que la cocina nos de comer. Nos secamos, comemos y alargamos la estancia un rato hasta que ya no llueve. Son las 13,30 y ya hemos comido, la niebla ocupa el espacio y nos acompañará mucho trayecto, pensamos hacer una variante del GR para hacer unos 10 km, hasta Tablada, salimos desde la estación de tren de Cercedilla y buscamos la variante, la niebla lo invade todo, vamos ascendiendo por la sierra y cada vez la niebla es mas fuerte, al pasar los 1300 metros solo vemos unos 15 m alrededor, no llueve pero atravesamos la humedad y el monte bajo nos empapa pantalones, calcetines y botas, hay un momento que la niebla desaparece y nos invita a ver el paisaje que no vemos , un bosque de pinos sobre un soto bosque de helechos, la niebla ha desaparecido en un minuto, pero después de dos curvas del camino vuelve a aparecer, la pista que seguimos acaba a dos km de Tablada junto a la N VI, tiene una locura de tráfico, e intentamos evitarla, acabamos dando una vuelta grande para llegar a un poblado insulso, con una estación de tren sin vida, pero con viviendas ocupadas y un bar hostal Casa Teresa, que podría haber sido nuestra salvación, pese a ser un sitio horrible junto a la carretera, cuando estamos apunto de entrar sale una mujer por la otra puerta y nos dice, está cerrado, por la puerta que íbamos a entrar hay un cartel que pone “Abierto” y se lo dice Paco, ella contesta, ” pues lo acabo de cerrar que nos vamos al médico” yo les deseo buena salud y les pregunto si volverán, y me contestan que no.
Son las 17,00 horas hace frio, estamos mojados y nos encontramos junto a una carretera ruidosa sin saber muy bien que hacer. Llamamos un albergue que se encuentra a 10km por el camino, y nos dice que solo trabaja con grupos, que lo siente, en la montaña hay un refugio pero está en malas condiciones, así que decidimos ir hacia delante, el camino asciende mucho y estamos a 20km del Escorial, próximo fin de etapa, si salimos hora no llegaríamos, pero tenemos tienda y puede que algún refugio este bien. Marchamos de nuevo, ropa mojada, pies mojados y mas de 500 metros de desnivel hasta el primer refugio. Paco lleva las rutas en su GPS y da mucha seguridad, así que avanzamos por a montaña como dos personajes del teatro clásico griego, sabiendo que hacen lo que deben esperando su destino. El monte está precioso, pinos de gran porte, las rocas graníticas, unos ponis que se cruzan, la niebla que corre ante nuestros ojos, todo parece como de cuento e hadas, la tarde cae y el aire es molesto y frio, a eso de las 19,00 horas sobre el pico mas alto de Guadarrama la Cabeza lijar (1823 m) tenemos un refugio, que limpiamos y nos servirá de cobijo esta noche.
Etapa dura por las oposiciones metereológicas y los desniveles, 32 km hechos y estaremos a unos 15 del Escorial.
Ya os cuento mañana como se duerme, de momento oigo el viento fuerte fuera.
Los paisajes son como las relaciones en la vida, hay veces que no sabes como son, al rozarte con ellos un día de niebla.

Mañana más.

Powered by Wikiloc
Categorías: GR10travesías

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *