Domingo 8 de octubre de 2017
28,48 km | 7:35 h mov. 10 h en total | 1014 m subida | 648 m bajada (IBP: 98)

Nos levantamos pronto ya que las campanas nos avisan de cada hora, vamos a la fuente a lavarnos y coger agua, nos llevamos las cosas del desayuno y desayunamos allí, luego recogemos y nos disponemos a salir hoy se nos han hecho las 9:00.

Vistas subiendo a la loma encima del santuario

Vistas subiendo a la loma encima del santuario

Salimos deshaciendo la parte final del camino de ayer subimos a la loma de las esculturas y la recorremos para volver a coger el GR. El camino hasta Sacañet tiene poco desnivel va subiendo de manera muy tendida, recorremos un buen trozo aún de zona quemada y despues campos de secano la mayoría sin trabajar, vemos algunas perdices y pasamos una zona con carrascas que cierran el espacio de la senda, enganchandose en las mochilas.

Campos y zona quemada camino de Sacañet

Campos y zona quemada camino de Sacañet

A las 14:00 llegamos a Sacañet, bebemos agua en la primera fuente que encontramos y después preguntamos por el bar del pueblo, comemos un bocata de lomo con queso y una ensalada de canónigos y rúcula muy buena regado con cerveza como va siendo nuestra costumbre, nos cuesta 15 € los dos. Sacañet es un pueblo pequeño no tiene tienda, si tiene bar y no hay comunicación por autobús.

Ensalada y bocatas en Sacañet

Ensalada y bocatas en Sacañet

A la entrada del pueblo pero dentro del casco urbano hay un lavadero cubierto en bastante buen estado y limpio que se puede pernoctar el el suelo en caso de necesidad.

Labadero a la entrada de Sacañet

Labadero a la entrada de Sacañet

A las 15 horas llenamos agua y salimos de Sacañet, aunque la etapa la marcan pasando por Andilla vemos que existe la posibilidad de no bajar a Andilla y mantener altura durmiendo en la ermita de Bardés, así que ese va a ser nuestro objetivo del día, nos espera una buena subida desde los 1018 que partimos hasta los 1300 de la Sierra de Bellida , manteniendo altura prácticamente llegamos a Canales una aldea más pequeña que Sacañet que no tiene ni bar, eso tiene fuente y a su lado descansamos un rato y recargamos agua por si acaso no hubiera en la ermita. Un poco antes de Canales han acabado los estragos del incendio.

Subiendo hacia Canales

Subiendo hacia Canales

Arriba de la Sierra Bellida

Arriba de la Sierra Bellida

Unos 3 kilómetros antes de la ermita vemos el desvio del GR que baja por una pista que bordea el barranco del Cingla Hasta Andilla, nos planteamos venir otro día a subir desde andilla por la senda del GR7 a la ermita y bajar luego por el GR10 a Andilla de nuevo, tiene muy buena pinta.

Bajada a Andilla por el GR

Bajada a Andilla por el GR, nosotros seguimos para la Ermita

El último tramo del camino es bastante llano manteniendo la altura y a las 19:00 llegamos a la ermita, que tiene fuente con agua y además un refugio abierto en muy buenas condiciones, pese a llegar una pista hasta la misma ermita. Nos lavamos en la fuente y nos acomodamos en el refugio, cenamos dentro y después de estar un rato disfrutando de el cielo estrellado nos acostamos a cubierto y bien anchos.

La Ermita desde el refugio

La Ermita desde el refugio

El refugio de la Ermita de Bardes

El refugio de la Ermita de Bardes

 

Mi compañero de camino Voro indestructible escribía desde su móvil una reseña de la etapa de cada día en su muro de Facebook y me ha permitido reproducirla aquí:

Buenas noches, tercer día de travesía, ayer montamos la mini tienda junto al santuario de la Cueva Santa, y “disfrutamos” de la tarde de romería, quién piense que Fabra era alguien importante por esas tierras se equivoca, la persona con mas “poder” de la zona siempre fue el arzobispo de Segorbe, capaz de encabezar la procesión dando las ordenes de rezo oportunas y con toda la parroquia encantada. Visualmente el evento era bonito, desde la puerta del bar pudimos ver a la comitiva subir a una montañita con farolillos y luego bajarla, sobre el sonido que se escuchaba, era otra cosa, bajaba nota, ya que era carente de ritmo y sentido. Los romeros abandonaron el lugar en procesión motorizada y a eso de las 21,30 se hizo la paz, desde ese momento pudimos escuchar con gran nitidez las campanadas de cada hora, que se repetían dos veces.
Por la noche hicimos colada y nos aseamos entre romeros y visitantes, la intimidad no es nuestro fuerte.
Pese a todo dormimos bien. A las 9,00 tras desayunar emprendimos marcha hacia Sacañet, el camino nos llevó a la montaña de a Cueva Santa, que es lo mas parecido a un parque temático sobre la Pasión de Cristo. A mi me recuerda la vida Bryan, nuestros pasos se encaminan por los cerros adentrándose en los bosques quemados, nuestras mochilas tienen el aspecto de tendederos portátiles y el monte bajo domina entre miles de pinos, encinas y chaparros quemados, las coscojas, aliagas, romeros, tomillos, pebrella, rabo de gato, jara, y muchas mas plantas dominan el trayecto. Las perdices, y ves rapaces se dejan ver y hay campos en producción y otros perdidos. Paco se da cuenta que he perdido un calcetín de mi tendedero mochilero y aunque volvemos atrás para intentar encontrarlo, el camino sigue y no espera, perdemos cosas igual que perdemos amistades en la vida. Hoy al pasar por Sacañet me he acordado de Ana Romero Romero, y allí tampoco sabían nada ella, es otra amistad perdida. Al salir de Sacañet el paisaje mejora aunque el incendio está algo presente, al legar a Canales todo mejora. Pese a ser las cinco de la tarde y estar muy cansados seguimos caminando, en el collado de la Salada, decidimos no bajar a Andilla y encaminarnos a la ermita y refugio de Bardes, la suerte nos es propicia y que encontremos agua, ermita de Santa Margarita, y refugio, al fin nos duchamos en la fuente, casi con toda la intimidad. De no ser de un todo terreno con dos chavales, que nos pillan en plenas abluciones en pelotilla picada, saludamos y reímos, y cada uno a lo suyo. La cena una suculenta sopa de sobre, jamón, fuet y pan, y luego te y estudiar la ruta de mañana. Hoy ha quedado así 29km mas, 800m de desnivel acumulado dolores montón. Desde la ventana ve una noche estrellada las lejanas luces de Andilla.
El dolor de la planta del pie es crónico y se dispara al apoyar el arco de la planta, y la espalda molesta tras cuatro horas de cargar con la mochila, pero todo se puede aguantar, de momento.
Buenas noches y buen día.”

El track de la etapa:

Powered by Wikiloc
Categorías: GR10travesías

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *